Avanzando

Avanzando

La preocupación de todos los seres humanos es, en cierta medida, lo que nos permite vivir nuestro día a día. Preocupación por hacerlo bien. Preocupación por acertar nuestras decisiones. Preocupación por mejorar. Preocupación por contribuir. Vivimos en una época donde hemos podido ver avances tecnológicos espectaculares que en tan solo quince años han cambiado nuestra sociedad. Han cambiado la forma como nos comunicamos, la forma como trabajamos y han supuesto un cambio sociológico sin precedentes. La innovación y la aparición de nuevas tecnologías son muy beneficiosas para el sistema pero, al mismo tiempo, aumentan las desigualdades.

Podríamos pensar que las desigualdades dividen pero debemos ser más positivos y pensar que las desigualdades ponen de manifiesto lo que falla en el sistema, lo que se debería mejorar para que todos tengamos más bienestar. Ver en aquello que nos hemos equivocado o darnos cuenta de aquello que nos falta, no es un ejercicio fácil. La crisis que claramente estamos dejando ya atrás ha servido para reforzar todo aquello que flojeaba en nuestro sistema. Nuestras empresas se han abierto aún más al exterior y ya no dependen del mercado nacional y ya no solo tira el sector inmobiliario del PIB. 

La autocrítica nos permite avanzar y no permanecer en un rango de espacio horizontal sin visión de nada y solos con nuestras creencias. Cuando compartimos opiniones, culturas, productos y experiencias abrimos nuestras mentes y aprendemos de los demás. Deberíamos abrirnos más, compartir más y aprender de todo aquello que nos pueden enseñar los demás.  

En suma, nos deparan unos años donde deberemos tener presente el pasado para poder hacer frente al futuro de la mejor forma y si tenemos que equivocarnos, que sea con el menor efecto posible y sin repetir errores. Son años maravillosos lo que nos depara el futuro para terminar un proyecto, Europa, que deberemos construir con el esfuerzo de todos. Aparecerán trabas en el camino, desigualdades y otros imprevistos. Sólo teniendo en mente el colectivo de la sociedad podremos avanzar. ¿De quién depende el futuro que nos queda por venir? Construirlo en condiciones sólo depende de nosotros.